Instagram la nueva herramienta al servicio de las marcas

image

En más de una ocasión he declarado mi poca pasión hacia las redes sociales. Sí que tengo un perfil en casi todas ellas y al menos una vez a la semana me meto a comprobar qué novedades hay y qué les ha pasado a mis amigos y seguidores, pues se trata de un buen ejercicio para saciar al cotilla que todos llevamos dentro.

La redes sociales nos exponen, nos sirven para mostrarnos y, sobre todo, para enseñar al mundo aquellas partes de nuestra vida de las que más orgullosos estamos, esas que creemos que despertarán las envidias de otros. En Facebook al igual que en Twitter compartimos aquellos enlaces y contenidos que consideramos divertidos o interesantes y que pensamos que nos posicionarán en la mente de los demás como personas inteligentes, divertidas e interesantes. Colgamos primero en Linkedin nuestro nuevo puesto de trabajo antes de contárselo a nuestros padres. Y, ¿qué pasa con Instagram?

A través de Instagram buscamos la aprobación de nuestros seguidores, esa red social que se ha convertido en un medidor de popularidad, una aplicación móvil que ayuda a que tu ego crezca a base de “me gusta” y que ha alzado a la “fama” a verdaderos anónimos. Una red social donde, en ocasiones, es más importante tu imagen que tus fotografías, una aplicación que parece ser no apta para personas poco agraciadas.

Sea como sea, Instagram ha crecido enormemente en popularidad. Se ha convertido no sólo en una herramienta para mostrar nuestras fotos y compartirlas con el mundo, sino también una importante herramienta de comunicación para famosos y celebridades, que han sustituido las exclusivas en revistas por una fotografía en su perfil de esta red social. Pero también su popularidad se ha extendido a las marcas, que han encontrado en Instagram un nuevo medio de comunicación e interacción con sus clientes, tanto reales como potenciales.

Alguno de los casos más interesantes, que he encontrado por la red de marcas que han hecho uso de Instagram para lanzar alguna acción promocional, es el que ha realizado Burger King. La  marca propuso a sus seguidores subir una fotografía original comiendo una hamburguesa y usando la etiqueta #eatlikeyoumeanlt. A cambio, las mejores fotografías serían tratadas con photoshop transformando a sus protagonistas en miembros de X-Men.

Heineken, por ejemplo, ha sido otra de las marcas que no ha tardado en apuntarse a la moda de Instagram. Con motivo del US Open, la marca subió una serie de imágenes a modo de puzzle en la cuenta Crack the US Open e invitaba a los seguidores a buscar entre todas las imágenes una serie de personajes. ¿El premio? Entradas para disfrutar del torneo de tenis.

Otra acción que se realizó en Instagram, esta vez con el objetivo de aumentar las adopciones de perros, consistió en hacer uso de las fotografías que famosos publicaban y mediante la magia del photoshop añadirles uno de los animales disponibles para acoger. La acción fue tan popular que todos los perros que se usaron en las imágenes fueron adoptados por alguna familia.

Pero no sólo es un medio para lanzar concursos, Instagram se ha convertido en una herramienta para mostrar el proceso de fabricación, o para compartir fotos relacionadas con el espíritu de la marca. Esta red social tiene a su favor el atractivo y el poder visual de una fotografía, convirtiéndola en una perfecta herramienta de comunicación.

Vía | Bendita becariedad
En Adweek | Here Are the Top 10 Brands Using Instagram Video

Un comentario en “Instagram la nueva herramienta al servicio de las marcas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

*